24.9.07

Paredes que hablan: mi oficina


Son los sentimientos, y no las ideas,
los que impulsan al hombre.
Schopenhauer

4 comentarios:

anibal sin blog dijo...

la foto de Rodolfo...
que buen gesto...
una tarde en el bar de la esquina de Pagina 12, Lilia, su ultima mujer me contaba que sì, que Rodolfo todavia tenia mucho por hacer, y tambien...
que le gustaba el chamamè...
solo espero que no se convierta en un mito, y ... que siga siendo Rodolfo.

Petra von Feuer dijo...

Schopenhauer tiene razón. por desgracia...

PabloF dijo...

"Era de madrugada, apenas las tres. No había una luz en las casas de la vecindad[....] [...de pronto un crujido, un crujido en la silla enfrente mio, la silla que siempre ocupan los que vienen a charlar conmigo..."

Vic dijo...

El Eternauta...